Culebrera Europea en tierras burgalesas

El pasado domingo día 2 de Junio un grupo de amigos pertenecientes a SEO Betsaide nos aventuramos, a pesar del nefasto tiempo que hacía, a hacer una salida ornitológica por la zona burgalesa del Valle de Valdivielso y alrededores.

Tuvimos la gran fortuna de contar con la mano sabia de Diego Santamaría y su compañera Virginia que nos guiaron por los mejores sitios de la zona para ver aves. En entorno es una maravilla, pero nos falló el tiempo tal y como viene ocurriendo a lo largo de esta extraña y deprimente primavera que estamos padeciendo este año.

Aun así pudimos contabilizar un buen número de especies a través de nuestras ópticas o de nuestros oídos. Para mí el mejor momento de la jornada se dio cuando un ejemplar de Culebrera Europea (Circaetus gallicus) sobrevoló una zona cercana al lugar en el que nos encontrábamos en ese momento, concretamente en La Horadada (entre Oña y Trespaderne), mientras intentábamos localizar al Aguila Azor Perdicera. Si bien el ver a esta última fue misión imposible al menos la presencia de la Culebrera nos resarció en buena medida.






A última hora de la tarde y para finalizar la jornada nos dirigimos a Poza de la Sal para localizar al Roquero Rojo (Monticola saxatilis). Tuvimos la suerte de ver un ejemplar, el único que pudimos divisar en esta zona barrida por un viento congelador  


  



Podéis pinchar AQUI para acceder a una crónica más amplia de este día en el blog de SEO Betsaide.

Un saludo y espero que estos vídeos sean de vuestro agrado.


Comentarios

  1. Poza de la Sal, donde nació el gran Félix Rodríguez de la Fuente!! ;)

    estuve allí de niño con mis padres, los del pueblo nos enseñaron su casa (por fuera claro,jaja)... entiendo que le gustaran los animales y las rapaces!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, es una zona muy interesante para la observación de aves y creo que para tema de herpetos tampoco la veo mal. Un saludo

      Eliminar
  2. Dos pedazo observaciones que bien compensan la desapacible jornada en tierras burgalesas.
    La culebrera preciosa, magestuosa, bien atenta a lo que pudiera ver y escuchar. El roquero, soportando las inclemencias estoicamente. ¡Buen documento!
    Un saludo de 'ojolince y sra.'

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya lo creo, queridos amigos. No creo que sea tan fácil ver a la Culebrera tal y como lo hicimos, de esas cosas que te pasa una vez. En cuanto al Roquero Rojo creo que ver uno al menos con el tiempo que hacía fue todo un lujo. Gracias y un saludo

      Eliminar
  3. Lástima el mal tiempo, elegisteis un buen itinerario tal como te comenté, y con un buen guía. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Siempre nos dejamos aconsejar por los buenos amigos ;-)
    Desde luego fue un lujo contar con Diego como guía. Un saludo

    ResponderEliminar

Publicar un comentario