Visitantes inesperados en mi jardín

Me encontraba en mi jardín haciendo algunas "ñapas" que tenía pendientes para cuando estuviera de vacaciones y ví que uno de mis gatos tiraba su garra hacia algo recogiéndola a toda velocidad. Me acerqué hasta él y ví esta oruga de considerable tamaño y llamativos colores.






La manipulación de ésta era harto complicada, pues a una velocidad increíble te tiraba a golpear con una especie de aguijón que tenía en su parte posterior o te intentaba agarrar con unas patas y unas mandíbulas que la verdad causaban respeto.


Aguijón posterior 


Parte de la cabeza de la oruga 


En cuestiones de invertebrados mis conocimientos son más bien nulos, pero ¿para qué existen herramientas tan majas como Facebook sino para solicitar ayuda?. Y así lo hice colgando una foto de este especimen.

Gracias a la respuesta de Victor J. Hernández (del blog Diario de un Naturalista ) pude saber que se trataba de la oruga de una mariposa llamada Esfinge de la Calavera (Acherontia atropos) que como curiosidad se trata de la "mariposa protagonista" de la película de El Silencio de los Corderos y a la cual asocian con temas sobrenaturales malignos. Parece ser que trae mala suerte a las casas que entra .... espero que ese no sea mi caso.

En un aspecto más natural y fuera de supersticiones detallar que es una mariposa de hábitos nocturnos de entre 9 y 12 cm. que se alimenta de savia, miel y algunas flores. Pongo algunas fotos de la mencionada mariposa que he tomado en Internet únicamente con motivos informativos.



Esfinge de la Calavera 


El lunes por la tarde me encontre en el porche de mi jardín con este otro visitante. Se trata de un Gran Capricornio (Cerambyx cerdo), coleóptero de buen tamaño y cuyas larvas son el terror de especies arboreas como el Roble o la Encina, viviendo en el interior de sus troncos y alimentándose de su pulpa durante tres o cuatro años período después del cual pasa a su fase de adulto que dura tan solo unas pocas semanas en el mejor de los casos. Estas son algunas de las fotos que le saqué.







Espero que esta entrada haya sido de vuestro agrado y nuevamente dar las gracias a a Victor J. Hernández por su ayuda en la identificación de la oruga.

Un saludo desde mi oteadero en Cubas (Ribamontán al Monte).



Comentarios

  1. ¡Que variedad de formas de vida pululan por tu casa!
    Un saludo desde Pucela.

    ResponderEliminar
  2. Menudo Jardin, ya me hubiesen gustado a mi las dos.

    ResponderEliminar
  3. Vaya maravillas...eso sí, menudo bocado suculento tiene que ser la oruga esa eh?

    ResponderEliminar
  4. en un mes van dos como esta en nuestro jardín en Asturias, como muerde los guantes la tia. preciosa

    ResponderEliminar

Publicar un comentario