Raos y Marismas Blancas. 17-12-2009

Aprovechando el descanso de medio día y, aunque fría, aprovechando también la soleada tarde que hacía el pasado jueves día 17 me acerqué al Puerto de Raos con la esperanza de ver algún Colimbo Grande, pero no hubo suerte. Durante un buen rato estuve observando tres Somormujos Lavancos dispersos y un pequeño grupo de media docena de Zampullines Cuellirrojos en el brazo de mar que separa la Ensenada de san Bartolomé y el Puerto de Raos.

Más alejado se distinguía el habitual bando de Silbón Europeo y en las boyas que hay en este espacio tres Charranes Patinegros descansaban.






Somormujos Lavancos




Gaviota Reidora en el Puerto de Raos


Una hora después y ya de camino al trabajo me dirigí a las Marismas Blancas. Es aspecto que presentaban era inmejorable por la abundancia de anátidas y gaviotas que había.

Había gran cantidad de Anade Azulón ...






Anades Azulones macho



Anade Azulón hembra

La presencia de Anade Friso también era amplia, predominando el número de hembras sobre el de machos en un porcentaje considerable.

Macho de Anade Friso

Hembras de Anade friso

También era muy numerosa la cantidad de Porrón Europeo que había. La mayoría de ellos dormitaba entre los carrizos de la laguna.

Macho de Porrón Europeo

Hembra de Porrón Europeo

Poca cantidad de Pato Cuchara. Tan solo pude observar un ejemplar macho y una hembra.

Hembra de Pato Cuchara junto con una hembra de Anade Friso


En la zona de la laguna cercana al camino que separa ésta de la ría había al menos una docena de Porrones Moñudos.












Porrones Moñudos
Entre los carrizos se oían numerosos Zampullines Chicos y alguna que otra Gallineta.

Comentarios

  1. Como aprovechas el descanso para el pajareo, eh. Buenas observaciones y mejores fotos. Enhorabuena... Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Que guapas las fotos. Se ve que estas disfrutando.
    Enhorabuena.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Buitres y "lobos" en Campoo

El vuelo de aves y murciélagos. Más semejanzas que diferencias

Marismas de Santoña en un invierno "cálido"